Mapa del sitio  Seguinos en Facebook  Seguinos en Twitter  Seguinos en Instagram  Seguinos en Youtube  English version
Prensa / Diarios
ESCRITORES ARGENTINOS PIDEN RESPALDO A LA DISIDENCIA EN CUBA
27 de enero de 2004
Fuente: El Nuevo Herald (Miami, Estados Unidos)

Cinco destacados escritores argentinos hicieron pública ayer una carta dirigida al ministro de Relaciones Exteriores, Rafael Bielsa, pidiendo que la embajada de su país en La Habana invite a los disidentes a sus actos oficiales.

El documento, titulado Carta de Reconocimiento al Movimiento Cívico Cubano, está firmado por los escritores Marcos Aguinis, María Sáenz Quesada, Sylvina Walger, Juan José Sebreli y Fernando Ruiz.

''En Cuba gobierna en la actualidad la única dictadura remanente de América Latina y donde en forma más visible se desprecian los valores de la libertad'', afirmaron los intelectuales.

También se refirieron elogiosamente al papel de organizaciones sociales que promueven ''una transición pacífica hacia la libertad y la democracia plural'' e impulsan iniciativas para romper ``la sumisión, el miedo, la mentira y la falta de expresión''.

En declaraciones al diario La Nación, Aguinis comparó el sistema cubano con el estalinismo y afirmó que ``resulta vergonzoso que los argentinos, que recordamos las violaciones a los derechos humanos cometidas por la dictadura, no nos expresemos con la debida energía para defender los derechos humanos en otras partes. Esto es contradictorio y aberrante''.

Por su parte, Walger contó que la idea fue juntar a intelectuales que mantengan ''equidistancia'' respecto a las posiciones más extremistas en favor y en contra de Fidel Castro, y confesó que la tarea no fue sencilla porque ``hay mucha gente que no quiere decir lo que piensa''.

Walger recordó su apoyo inicial a la revolución cubana y se quejó de que sectores del progresismo argentino --al que ella pertenece-- no se animen a condenar las violaciones de los derechos humanos en Cuba ``por miedo a quedar pegados con [el presidente George W.] Bush''.

'A la gente de izquierda no le importa el pueblo cubano, le importa Fidel. Y arreglan todo diciendo que `son todos de la CIA' '', señaló.

También sostuvo que Argentina debe condenar a Cuba en la Comisión de Derechos Humanos de Naciones Unidas, pero aclaró que también se debe condenar el embargo.

Los firmantes del documento también pidieron a las otras embajadas latinoamericanas que abran sus puertas a la disidencia.

La iniciativa surgió del Centro para la Apertura y Desarrollo de América Latina, una organización no gubernamental y sin lazos partidistas, que estudia la política de la región y promueve los principios de la democracia liberal.

El director de la organización, Gabriel Salva, dijo a La Nación que ``buscamos escritores y periodistas que son críticos de las dictaduras y se preocupan por la gente que no puede ejercer la libertad de expresión''.

Por su parte, consultado por una radio de Buenos Aires, Raúl Taleb, embajador argentino en La Habana, declaró ayer que Cuba no viola los derechos humanos más que otros países del mundo.

Taleb aseveró que ''no hay una violación sistemática de los derechos humanos en Cuba, no se violan ni más ni menos, como en muchos otros países del mundo.''. El diplomático fue duramente cuestionado por los firmantes del documento, quienes afirmaron que ``tiene poco nivel político y diplomático''.