Mapa del sitio  Seguinos en Facebook  Seguinos en Twitter  Seguinos en Instagram  Seguinos en Youtube  English version
Noticias Institucionales
Fernando Ruiz dijo que aquí se ''busca institucionalizar el silencio''
29 de marzo de 2006
Fernando Ruiz, autor del informe de CADAL ''Indicadores de Periodismo y Democracia a Nivel Local en América Latina'', participó en el Foro sobre Libertad de Expresión en el ciclo ''Los riesgos para la Democracia en América Latina'' que organiza el instituto CEDICE de Venezuela.

Fernando Ruiz, autor del informe de CADAL "Indicadores de Periodismo y Democracia a Nivel Local en América Latina", participó el miércoles 29 de marzo en el Foro sobre Libertad de Expresión en el ciclo "Los riesgos para la Democracia en América Latina" que organiza el instituto CEDICE de Venezuela. Además de Ruiz, participaron en esta actividad Marcel Granier (Radio Caracas Televisión), Silvia Alegret (Expresión Libre) y la periodista Marianella Salazar. Este Foro contó con la colaboración de CADAL y se realizó en el Auditorio de la Cámara de Comercio, Industrias y Servicios de Caracas.

Fernando Ruiz durante el evento

ELVIA GOMEZ, EL UNIVERSAL
 
El profesor Fernando Ruiz, catedrático de la Universidad Austral, con sede en Buenos Aires (Argentina), recomendó que a nivel ciudadano los derechos civiles y políticos se divulguen y refuercen como "un racimo" y no individualmente, pues esa es la razón para que un derecho clave, como es la libertad de expresión, no se aprecie como fundamental, lo que obliga que quienes "están en primera fila", como son los periodistas, deban pagar los costos más altos en caso de deterioro del sistema democrático.
Ruiz intervino ayer en el panel que analizó el tema Libertad de Expresión en la continuación del ciclo de foros organizado cada miércoles por el Centro de Divulgación del Conocimiento Económico en Libertad (Cedice).
 
También participaron Marcel Granier, presidente de RCTV; y las periodistas Marianella Salazar, locutora y autora de la columna "Artillería de Oficio", y Silvia Alegrett, de la asociación Expresión Libre.

Veinte mil a uno
 
Marcel Granier destacó un hecho que "ha pasado desapercibido" y que dijo apenas recientemente fue señalado de manera "tenue" por la OEA y la Unión Europea, como es el desequilibrio en la distribución de los espacios para opinión e información política en los medios radioeléctricos.
 
Granier precisó que sumando los espacios utilizados por el presidente Hugo Chávez en su programa dominical y las cadenas, la correlación respecto de los espacios asignados a factores de oposición es de "veinte mil a uno", de modo que considera "imposible mantener una democracia en esas condiciones".
 
Granier citó las cifras que su empresa contabiliza sobre las horas de alocución de Chávez, que suman 1.348 en cadenas oficiales y unas 851 horas en Aló Presidente. Asimismo reiteró los distintos mecanismos de presión judicial y tributaria que emplea el oficialismo para forzar la autocensura.
 
El profesor Ruiz, historiador y estudioso de la relación prensa/dictadura, habló de un indicador semestral que aplica en América Latina y que coloca a Cuba en el peor nivel _"la zona negra"_, donde el Estado es el que limita la libertad de prensa. Advirtió algunas similitudes del caso cubano con Venezuela y los diferenció de Colombia y México donde el Estado no limita la libertad de expresión pero no garantiza la integridad física de quienes la ejercen.
 
Afirmó que en Venezuela "se busca institucionalizar el silencio y construir una guillotina judicial que no se usa aun con la misma intensidad que en Cuba". Añadió que el estilo del mandatario crea "microchávez" que actúan sobre la base de sus palabras y recomendó que si de verdad el Gobierno quiere desmentir los señalamientos de que coarta la libertad de expresión entonces que derogue las leyes de desacato vigentes.
 
Cubanizar el periodismo
 
Marianella Salazar aseveró que en Venezuela un proceso de "cubanización del periodismo" y aseguró que en su larga trayectoria nunca había sido acusada judicialmente. Negó usar el anonimato y haber participado en actos conspirativos. Añadió que las largas horas de interrogatorio a las que ha sido sometida en la Fiscalía buscan su autoincriminación y la autocensura.
 
Silvia Alegrett hizo un resumen de la evolución del periodismo venezolano y los aportes de la investigación de los reporteros. Dijo que hasta 1999 el atropello contra un periodista podía ser canalizado dentro del sistema de justicia, mientras que ahora existe un cerco legal mediante el Código Penal y la Ley Resorte.
 
Fuente: http://www.eluniversal.com